Menú
Sexo en Carnaval: posturas sexuales para disfrutar en pareja
Sexo en Carnaval: posturas sexuales para disfrutar en pareja

CREATIVIDAD

Sexo en Carnaval: posturas sexuales para disfrutar en pareja

Carnaval es una época para la imaginación y la creatividad, aquí os recomendamos algunas posturas sexuales para disfrutar con tu pareja durante estas fechas.

Cuando llega el día de Carnaval parece que la creatividad de la personas se dispara para crear estupendos disfraces y ser el alma de la fiesta.Las personas somos creativas por naturaleza y la creatividad no debe limitarse a cuando somos pequeños, nos puede acompañar durante siempre en todas las etapas y facetas de nuestra vida. Incluso también en el sexo.

Si ya estás pensando en cómo disfrazarte para el gran día de Carnaval, también ha llegado el momento de que pienses en las mejores posturas sexuales para disfrutar en pareja en estos días de imaginación y creatividad. ¡Que la creatividad también se note en la cama y en vuestra intimidad! No es difícil ser original en cuanto a posturas se refiere pero por si tienes alguna duda aquí encontrarás algunas de las mejores.

El misionero, siempre un acierto

La postura del misionero es una de las más recurridas en las relaciones sexuales, puesto que es sencilla e íntima, pero es cierto que quizás no aporta toda esa pasión y ese placer que se busca en una relación sexual. Sin embargo, añadiéndole algunos detalles, puede ser una posición muy acertada para practicar con tu pareja en un día como Carnaval.

El misionero carnavalesco

Es posible que pienses que la postura del misionero es de todo menos creativo. Pero la realidad es que puedes ser bastante creativo en esta postura. La postura en sí es bastante simple: la mujer se pone boca arriba con las piernas abiertas y las rodillas ligeramente flexionadas. El hombre se encuentra en sus piernas e introduce el pene en la vagina apoyando su peso corporal en sus brazos y codos.

Hacer el misionero innovando suele ser un aciertoHacer el misionero innovando suele ser un acierto

Pero esta postura no es muy buena para el placer sexual de las mujeres y es aquí donde debéis dejar entrar vuestra imaginación y creatividad. La pelvis del hombre deberá estimular el clítoris en esta posición, y además habrá mucha intimidad y conexión al estar cara a cara. ¿Con disfraz o sin disfraz? Esta ya es tu decisión.

El misionero con punto G

Otra versión del misionero para poder disfrutar en Carnaval es la siguiente (como verás, el misionero no tiene nada de aburrido si se realiza bien). En esta postura el ángulo no permite una penetración profunda o de estimulación del punto G ya que el punto G femenino está en la pared frontal de la vagina. Es cierto que algunos expertos piensan que también pueden llegar al orgasmo las mujeres con esta estimulación, por lo que todo es ponerse a probar.

Llegar al punto G de la mujer tiene que ser el reto conseguido de la posturaLlegar al punto G de la mujer tiene que ser el reto conseguido de la postura

Algunas mujeres se quejan de que esta postura sexual no proporciona suficiente estimulación en el clítoris para alcanzar el orgasmo y esto es lo que debe cambiar. Para poder estimular mejor el clítoris o el punto G es necesario que el hombre tome el control del movimiento. En este sentido, es buena idea que se separe un poco de la mujer y que con un brazo mantenga la fuerza para aguantar su peso y con la otra estimule el clítoris de la mujer. Incluso si se apoya un poco en el lateral, podrá practicar una penetración más profunda.

La mujer arriba

Pero para disfrutar del placer no es necesario que siempre esté el hombre en la postura dominante. Las mujeres también saben dominar muy bien en tema sexual. Con o sin disfraz la mujer en la parte superior puede tener el control de la profundidad de la penetración y además, la pareja tendrá las manos libres para poder estimularle el clítoris al mismo tiempo.

La mujer arriba se convierte en todo un deseo para su parejaLa mujer arriba se convierte en todo un deseo para su pareja

Por si fuera poco el ángulo del pene permite una penetración más profunda y una estimulación al punto G. La pareja masculina estará además disfrutando de esta postura porque son seres muy sensibles a los estímulos visuales y en esta posición se permite al hombre tumbarse y ver a su pareja como le 'cabalga'.

El perrito disfrazado

Podéis mantener el disfraz puesto y tan solo dejar las partes erógenas al descubierto. El estilo de perrito es una buena posición para que exista una penetración profunda en la vagina. Además, el hombre tiene la libertad para empujar la pelvis fuerte y rápida y permite acariciar la parte del cuerpo que desee de la mujer. También permite una buena estimulación del punto G.

Hacer la postura del perrito también puede ser todo un puntazoHacer la postura del perrito también puede ser todo un puntazo

La mujer se arrodilla a cuatro patas y apoya las manos en las rodillas. El hombre se agacha detrás de ella y le penetra por la vagina desde la parte posterior. Es posible que sintáis que esta postura es demasiado impersonal porque no hay contacto cara a cara... ¡pero Carnaval es impersonal! Lánzate a disfrutar con tu pareja en un día divertido como este y da rienda suelta a la imaginación.

Te puede interesar