Menú
Consejos para la higiene íntima masculina
Consejos para la higiene íntima masculina

SALUD ÍNTIMA

Consejos para la higiene íntima masculina

Llevar una buena higiene íntima resulta mucho más complicado de lo que puede parecer. Descubre los trucos para llevar un correcto aseo personal.

La higiene personal es un aspecto que cada persona debe cuidar y tener muy en cuenta ya que alguien que sea descuidado, que no se limpie correctamente y que desprenda un mal olor no da buena imagen al resto de personas con las que se cruza cada día.

En la sociedad hay personas que cuidan su imagen al máximo, hasta para bajar cinco minutos a la calle o, simplemente para estar en casa, pero hay otras personas que no aplican esa serie de cuidados sobre si mismos y muestran una mala imagen. A nivel general se puede decir que la mayor parte de la gente tiene un nivel de higiene aceptable o bueno pero si el foco se centra en la higiénte íntima la cosa cambia ya que parte de la sociedad no sabe asearse correctamente esa zona.

Las zonas íntimas son delicadas y requieren de una higiene especial ya que son partes del cuerpo que están expuestas a diferentes exponentes como pueden ser bacterias o sudor, que pueden llevar a mal olor si no se realizan los cuidados adecuados.

Las zonas íntimas, al ser más delicadas, requieren de una higiene especialLas zonas íntimas, al ser más delicadas, requieren de una higiene especial

Los hombres suelen ser más descuidados que las mujeres en este aspecto y descuidan, en mayor medida, su higiene personal y su higiene íntima. En ocasiones es porque no les interesa cambiar pero también se dan estas circunstancias porque no saben asearse bien esa zona. Muchos hombres piensan que la limpieza del pene consiste en hacer lo mismo que hacen con el resto del cuerpo pero no es así ya que es una parte del cuerpo que requiere otros cuidados que se detallarán a continuación.

La higiene íntima del pene es un tema complejo en el que hay que saber desde los productos que hay que usar para estar aseados y no desprender mal olor hasta la forma en la que hay que aplicarlos para que la higiene sea la correcta.

No solo es importante aplicar los cuidados adecuados al pene por la higiene personal sino de cara a otras personas que puedan entrar en contacto con esa zona. Por ejemplo, si se van a mantener relaciones y se va a practicar sexo oral es recomendable asearse la zona correctamente para que la otra persona también pueda disfrutar del momento sin pasarlo mal por el mal olor.

Consejos para la higiénte íntima masculina

Ducha

El primer paso que hay que hacer para mantener aseado el pene es echar hacia atrás el prepucio y dejar tanto el glande como el resto del pene expuestos para que el agua se encargue de eliminar las bacterias que pueda tener. La acumulación de bacterias no es sinónimo de falta de higiene sino que el pene es una zona en la que se produce una gran acumulación. La ropa interior ajustada, la función que desempeña el pene, el sudor y otros detalles son los que influyen en que sea una zona delicada.

Es importante dejar el glande expuesto a la hora de lavarse para lograr una mejor higieneEs importante dejar el glande expuesto a la hora de lavarse para lograr una mejor higiene

Es por ello que hay que extremar las precauciones y aplicar cuidados concretos a la hora de lavar esa zona. En la época de verano, con temperaturas más altas, es conveniente lavarse el pene, al igual que el resto del cuerpo, una o más veces al día.

Productos

Es tan importante lavar la zona a menudo como saber los productos que se deben utilizar para que la zona íntima masculina no sufra ningún tipo de reacción. Algunos jabones llevan sustancias químicas que pueden provocar erupciones, que pueden dar lugar a infecciones y que pueden llevar a una mala higiene.

El jabón que se aplique en la zona del pene debe ser un jabón suave y, si puede ser, uno que sea especial para la zona íntima. De esta forma se evitarán complicaciones por los productos químicos citados anteriormente. Tras aplicar el jabón hay que lavar muy bien el pene de arriba a abajo llegando hasta el glande. Hay que extender el jabón por todo el pene para eliminar cualquier bacteria o rastro de suciedad que pueda haber en esa zona.

Al igual que con el pelo, es necesario utilizar un gel especial para las zonas íntimasAl igual que con el pelo, es necesario utilizar un gel especial para las zonas íntimas

Retirar el prepucio y limpiar la zona que queda al descubierto es muy importante ya que, de lo contrario, solo se estará higienizando la zona exterior del pene y cuando se produzca una erección quedará al descubierto una parte que sigue sucia y con una sustancia blanca que genera mal olor.

Testículos

Tras limpiar bien la parte del pene y que no haya quedado rastro del jabón que se ha usado para asear la zona íntima hay que dar paso a los testículos, que también requieren de una serie de cuidados similares a los del pene. Con el mismo jabón utilizado para el pene, hay que masajear la zona de los testículos y hay que extender el jabón hasta la zona del recto. Es recomendable realizar una limpieza profunda para eliminar el mal olor.

Sexo

Si se van a mantener relaciones sexuales y, previamente, se ha practicado deporte o se ha salido a la calle es recomendable, por cortesía hacia la pareja, un lavado del pene para que esté limpio para practicar sexo. El mal olor que se puede deprender por el sudor que se ha acumulado en la zona o por una mala higiene puede llevar a la pareja a una experiencia de poca calidad y de la que salga muy poco satisfecha.

Te puede interesar