Menú
Lesiones cutáneas en el pene: ¿Qué son y por qué aparecen?
Lesiones cutáneas en el pene: ¿Qué son y por qué aparecen?

CONÓCELAS

Lesiones cutáneas en el pene: ¿Qué son y por qué aparecen?

Las lesiones cutáneas también pueden aparecer en el pena y si sientes sus síntomas debes acudir al médico.

El pene puede sufrir diversas enfermedades. Entre los problemas que pueden afectar a la salud de las partes genitales, existen las lesiones cutáneas. Estas hacen referencias a todas las patologías que surgen en la piel. Por lo que el término lesión cutánea significa una enfermedad que aparece en la piel, en este caso en el pene.

En el pene también puede sufrirse lesiones cutáneasEn el pene también puede sufrirse lesiones cutáneas

Sobra decir que cualquier tipo de anomalía en la salud, es necesario acudir a un experto. Aunque explicaremos las enfermedades cutáneas más comunes, es obligatorio visitar la consulta de un médico. Ellos tendrán todas las soluciones y las medicinas correspondientes para tratar el problema de la raíz hasta su más absoluta desaparición.

Lo primero que hay que saber es el por qué, cuáles son las causas de su aparición en la piel del pene. Una de las primeras causas son las enfermedades de transmisión sexual. Otros problemas son ocasionados por la dermatitis, psoriasis, dermatitis de contacto o reacciones alérgicas a algún medicamento específico. Las menos frecuentes, pero que deben de tenerse en cuenta, son las infecciones por hongos.

Existen diferentes tipos de lesionesExisten diferentes tipos de lesiones

Estas se denominan balanitis candidiásica. Al principio aparece un picor y enrojecimiento en el glande para después acabar en ampollas. El tratamiento requiere una intensa higiene. Hay que lavarse la piel con agua y jabón y aplicarse la medicación indicada por el médico sobre la zona afectada durante, al menos, dos o tres semanas, hasta que desaparezca la lesión. Por precaución, es necesario que ambos miembros de la pareja se realicen el tratamiento.

Tipos de lesiones

En cuanto a la tipología, las lesiones cutáneas se dividen en dos grupos según su gravedad. De este modo, existen las lesiones menores, las cuales están formadas por las pápulas perladas. Este término se refiere a pequeños puntos que aparecen alrededor del glande. Otra enfermedad son las glándulas sebáceas, que son pequeñas manchas blancas que surgen en el prepucio. Lo bueno de estos problemas es que no necesitan tratamiento.

Estas lesiones pueden afectar mucho a los hombresEstas lesiones pueden afectar mucho a los hombres

Si tu malestar es más grave de lo explicado anteriormente, probablemente tengas una lesión ulcerosa. En este grupo aparecen los herpes genitales, formados por ampollas en la piel del pene. También aparece la sífilis, una bacteria que surge en el cuerpo por transmisión sexual. Uno de los peores problemas son los tumores benignos, los cuales pueden desencadenar en un cáncer. Si crees que padeces uno, no acudas a un médico, sino a un experto en enfermedades del pene.

El apartado reproductor masculino puede padecer una gran variedad de lesiones benignas, premalignas y malignas. Algunos de los tumores benignos más frecuentes son: Leiomioma, neurofibroma o quistes cutáneos. En cuanto a las malignas, pueden ser: leucoplasia, condiloma acuminado o balanitis xerotica obliterans.

Existen diferentes tipos de tumores que pueden afectar al aparato reproductor masculinoExisten diferentes tipos de tumores que pueden afectar al aparato reproductor masculino

Las lesiones que causan más problemas son los tumores malignos, los cuales pueden ser. Sarcoma de Kaposi, enfermedad de Bowen, carcinoma escamoso, verrugoso o basocelular y enfermedad de Queirat. Muchos os preguntareis cómo diferenciar entre un tumor maligno y benigno, ya que existen muchas similitudes entre ambos tipos. La única manera para saberlo es consultando a un experto que haga una observación de la lesión.

El tratamiento de los tumores en el pene se hace con una extirpación mediante una anestesia local. Si dicha extirpación confirma que el tumor es maligno, debe realizarse una cirugía más compleja por un urólogo experto en el tema. La solución a esta enfermedad debe hacerse lo antes posible. Una mínima complicación podría llegar incluso a la muerte.

Es conveniente acudir al médico en cuanto sientas los primeros síntomasEs conveniente acudir al médico en cuanto sientas los primeros síntomas

Así mismo, una lesión frecuente y peligrosa es el liquen plano. Esta lesión consiste en pequeñas pápulas que aparecen en el glande del pene. Los síntomas más comunes son úlceras y dolores agudos. La balanitis xerótica obliterans también requiere mucho cuidado. Aparece en la punta del glande y puede llegar incluso a tapar el conducto urinario. Se cura con una pomada suave de corticoides. Si la infección está más avanzada, se necesita eliminar la piel atrófica mediante una cirugía.

Tratamiento de la fimosis

Seguramente una de las más sonadas es la fimosis. Es una enfermedad que oprime el prepucio, la piel que cubre la punta del pene, e impide retraer esa piel hacia abajo, lo que obstaculiza la salida del glande. La aparición de este problema puede atraer a otras complicaciones: infección de orina, fisuras, sagrados o hasta cáncer de pene en edad adulta. El problema de la fimosis es que solo se resuelve con una cirugía local, la circuncisión. No requiere ninguna complicación, es sencilla y rápida, realizada por un médico especializado en urología.

Una de las más sonadas es la fimosisUna de las más sonadas es la fimosis

Las lesiones en el pene dañan gravemente nuestra salud, pero pueden evitarse con una serie de consejos. Al tener relaciones sexuales, siempre hay que tomar precauciones. Usa métodos anticonceptivos, son más importantes de lo que pensamos y nos evitan más de un susto. Conoce tu cuerpo, sé conscientes de los medicamentos o alimentos a los que tengas alergia para prevenir una infección. En el momento que notes molestia o enrojecimiento en el pene, visita un experto. La salud no es ningún juguete, es el caballo ganador, es lo que te mantiene firme en el complicado juego de la vida.

Te puede interesar