Menú
Las distorsiones mentales pueden provocan conflictos en la pareja
Las distorsiones mentales pueden provocan conflictos en la pareja
VIDA EN COMÚN

Las distorsiones mentales pueden provocan conflictos en la pareja

Enumeramos una serie de distorsiones de pensamiento, para aclararte mejor qué son y así poder valorar objetivamente hasta qué punto son las causantes de un conflicto con tu pareja.

Nuestras fallidos pensamientos pueden provocar importantes discusionesNuestras fallidos pensamientos pueden provocar importantes discusiones

Tu percepción del mundo y de lo que te rodea en un momento determinado es sólo una de las posibles formas de percibir ese mismo mundo.

Normalmente todos tenemos una percepción similar, con pequeños detalles debidos a nuestra personalidad. Pero ¿qué ocurre si esas diferencias que tenemos de pensamiento son muy diferentes a la de las personas que nos rodean? Quizá tengas una distorsión mental que está afectando negativamente a tu relación de pareja.

Enumeramos una serie de distorsiones de pensamiento, para aclararte mejor qué son, y así poder valorar objetivamente hasta qué punto son las causantes de un conflicto con tu pareja y puedas mejorar tu relación sentimental.

Tipos de distorsiones y ejemplos en pareja

Distorsión: Pensamiento "todo o nada"

Descripción: No hay términos medios. Todo es blanco o negro, bueno o malo. Interpretas las situaciones y las personas en términos absolutos como "siempre", "nunca", "todos"... aunque utilizar estas palabras no esté justificado. Sobre ti mismo pensarás que no vales nada porque no eres el mejor en algo.

Ejemplo: "Eres un vago porque nunca friegas los platos", "siempre tengo que hacer yo todas las cosas", "no me gustan ninguno de tus amigos".

Afirmas que solo dos puntos de vista son posibles, a pesar de que existen otras opciones alternativas
Distorsión: Falso dilema

Descripción: Afirmas que solo dos puntos de vista son posibles, a pesar de que existen otras opciones alternativas. Además estos puntos de vista suelen ser los más extremos del abanico de posibilidades.

Ejemplo: "Miguel no ha llegado a trabajar. O ha tenido un accidente de coche o se ha quedado dormido", "estás conmigo o estás contra mí".

Distorsión: Sobre generalización

Descripción: Tomas un caso aislado y generalizas su validez para todas las situaciones. Tiendes a llevar a otros ámbitos situaciones o hechos que no tienen relación entre sí.

Ejemplo: "Si ocurrió una vez, ocurrirá siempre", "si una persona me hizo daño, todas las personas como ella son malas".

Distorsión: Filtro mental

Descripción: Enfocas solo ciertos temas, normalmente negativos, de una persona o cosa, excluyendo otras características. Catalogas únicamente los defectos de otra persona, despreciando todas sus otras cualidades

Ejemplo: "Es la décima vez que te digo que saques la basura", "¿cuántas veces tengo que decirte que recojas tu ropa?".

Distorsión: Descalificar lo positivo

Descripción: Echas por tierra experiencias positivas, basándote en razones arbitrarias. Las cualidades y buenos actos de otras personas no cuentan para ti.

Ejemplo: Si tu pareja hace algo positivo por ti, tú piensas que está intentando manipularte o llevarte a su terreno.

La culpabilidad, una distorsión mentalLa culpabilidad, una distorsión mental
Distorsión: Sacar conclusiones precipitadas

Descripción: Te precipitas en unas conclusiones aunque no existan razones fundadas. Esta distorsión tiene 3 pautas comunes. Lectura de pensamiento, presupones los pensamientos e intenciones de otras personas; adivinación, predices o profetizas el resultado de una situación antes de que suceda; y adivinación del porvenir, piensas que la situación es insostenible y que la otra persona, pase lo que pase, seguirá tratándote mal.

Ejemplo: Afirmas que tu pareja sólo está centrada en sí misma y que se está aprovechando de tu buena fe. "Deberías haber sabido cómo me iba a sentir", "no vas a cambiar nunca".

Distorsión: Razonamiento emocional

Descripción: Formulas tus argumentos basándote en cómo te sientes en vez de ver la realidad objetiva.

Ejemplo: Piensas que Raquel es una fracasada, y llegas a la conclusión de que, efectivamente, es una fracasada. "¿Que Antonio es homosexual? No, eso no puede ser, su padre lo mataría".

Distorsión: Poner etiquetas

Descripción: Pones a la otra persona una etiqueta, normalmente peyorativa (es un creído, es imbécil, es un vago...), viendo toda su esencia como negativa, sin observar rasgos positivos. Esa etiqueta la pones en términos absolutos y prejuiciosos, además de inalterables.

Ejemplo: "¡Qué mala mujer es!", "¡que vago es!", "¡menuda prepotencia tiene!".

Distorsión: Magnificación y minimización

Descripción: Aumentas extraordinariamente los defectos de la persona y empequeñeces sus cualidades positivas. Sobreestimas o subestimas la forma de ser de la persona.

Ejemplo: "Me parece increíble lo necio que eres", "dios mío, he cometido un error", "¡qué terrible!", "no puedo aceptar eso".

Culpas a la otra persona y niegas tu implicación en el problema
Distorsión: Inculpación

Descripción: En vez que buscar la causa de un problema, echas las culpas fuera. Hay dos vertientes. Inculpación del otro, culpas a la otra persona y niegas tu implicación en el problema. Autoinculpación: Te sientes sin valor porque te sientes culpable de problema, aunque no tengas toda la culpa.

Ejemplo: "¡Eres el culpable de todo!", después te sientes frustrado y resentido. Piensas: "¡Es todo por mi culpa!", y después se castiga a sí mismo.

Distorsión: Debería

Descripción: Te criticas a ti mismo o criticas a otras personas con el "debería" o "deberías" o "no deberías" o "tendrías que". Transformas los deseos y preferencias personales en términos absolutos. Tienes unas normas rígidas de cómo deberían actuar los demás o tú mismo. Si la persona transgrede esta norma, te enojas con ella, o contigo misma.

Ejemplo: "No tienes derecho a sentirte así", "no deberías decir eso, pues es injusto".

Distorsión: Falacia de control

Descripción: Piensas que si influyes en una persona lo suficiente o lo camelas convenientemente, cambiará su modo de actuar o de parecer. Necesitas cambiar a las personas pues piensas que tu felicidad depende de ello.

Ejemplo: "No puedo hacer nada sin que me controles, no soy dueña de mi vida".

Distorsión: Falacia del cambio

Descripción: Piensas que si influyes en una persona lo suficiente o lo camelas convenientemente, cambiará su modo de actuar o de parecer. Necesitas cambiar a las personas pues piensas que tu felicidad depende de ello.

Ejemplo: "Si hablo lo suficiente con mi esposo, conseguiré que deje de ir a jugar al tenis con sus amigotes, que no le convienen en absoluto y mientras yo estoy sola en casa, aburrida".

Distorsión: Falacia de la recompensa divina

Descripción: Esperas cobrar en un futuro todos los sacrificios y abnegaciones que has hecho por tu pareja o familia. Crees que ?alguien? lleva las cuentas en algún sitio y que toma nota de todas las buenas actuaciones que has realizado por el otro. Te sientes muy mal cuando esa recompensa no llega ni nadie te lo tiene en cuenta al cabo del tiempo.

Ejemplo: "El día que yo falte ya te darás cuenta de la falta que yo te hago", "Dios me proveerá convenientemente por todos los esfuerzos que estoy haciendo por ti".

Distorsión: Culpabilidad

Descripción: Los demás son los culpables de tu sufrimiento, o por el contrario, te culpas a ti mismo de los problemas de los demás.

Ejemplo: "Es culpa mía que mi hijo se haya divorciado, pues no le eduqué bien", "no consigo encontrar trabajo porque mi marido me tiene todo el día aislada en casa".

Continuamente estás intentando probar que tú tienes la razón
Distorsión: Tener razón

Descripción: Continuamente estás intentando probar que tú tienes la razón, que tus opiniones y actos son los correctos, y son los demás los que están equivocados. No te puedes equivocar y harás cualquier cosa para demostrar que tienes la razón.

Ejemplo: "No entiendo por qué no quieres que todos los domingos cocine paella para comer, cuando me sale riquísima y es buena para la salud. Es una tontería tuya eso de que podríamos cocinar otra cosa, pues ya sabes que es una tradición en mi familia.".

Distorsión: Personalización

Descripción: Crees que todo lo que dicen o hacen los que te rodean es alguna forma de reacción hacia ti. También te comparas con los demás, intentando ver quién es el más inteligente, el más guapo, el más trabajador...

Ejemplo: "Pilar ha dicho eso porque me quería restregar lo del otro día", "desde luego, mi cuñado Pablo es menos inteligente que mi marido".

Te puede interesar