Menú
Sexo y menstruación: ¿se puede hacer el amor si tengo la regla?
¿SE PUEDE?

Sexo y menstruación: ¿se puede hacer el amor si tengo la regla?

Si bien es cierto que a muchas personas no les agrada el hecho de hacer el amor con la regla, esto no debería suponer ningún problema en tus relaciones sexuales.

Tanto hombres como mujeres pueden sentir un poco de escrupulosidad a la hora de mantener relaciones sexuales cuando está la menstruación de por medio. Igual que hay personas que prefieren abstenerse de hacer el amor con la regla, a otras personas no les importa en absoluto e incluso disfrutan más de este tipo de relaciones sexuales algo diferentes.

Lo que está claro es que realizar el sexo con la menstruación no es apto para todos los gustos. Hay mujeres que pueden tener un bajo estado de ánimo o que sufran dolores que haga que su libido esté por los suelos. También es posible que un hombre no le agrade por la sangre que sale y por todas las manchas que se pueden crear tanto en las sábanas como en el cuerpo... ¡y el olor a sangre!

Pero independientemente de las preferencias de las personas de hacerlo o no con menstruación, ¿realmente se puede hacer el amor teniendo la regla? Sí, se puede.

La regla y el sexo

Hacer el amor con la regla no debería ser un tabú y tampoco deberías echarte las manos a la cabeza si te apetece hacer el amor con tu pareja y tienes la regla. No debería ser la semana de abstinencia ni tampoco la semana de la masturbación masculina cuando una mujer tiene la regla. La menstruación es parte de la mujer y si tienes ganas de tener relaciones sexuales con tu pareja, ¿por qué debes abstenerte en esta época del mes? ¡Ni hablar!

Tener la regla no significa que no puedas mantener relaciones sexualesTener la regla no significa que no puedas mantener relaciones sexuales

Aunque es cierto que hacer el amor con la regla no es muy agradable para muchas personas, no es necesario tener que sufrir manchas, olores ni nada que os pueda importunar vuestro momento romántico.

Hacer el amor en la ducha

Una forma de hacer el amor cuando se tiene la regla y evitar los olores de la sangre al salir al exterior o de las manchas en la cama, es hacer el amor en la ducha. Es un momento estupendo para poder conectar con la pareja y disfrutar de las emociones juntos.

Podéis preparar el ambiente para que sea aún más romántico y que se os olvide que es un momento de regla o de menstruación. Ni os acordaréis de que la sangre está yéndose por el desagüe de la ducha cuando el agua empiece a correr por vuestros cuerpos y la pasión aflore entre vosotros.

Los dos debéis estar de acuerdo

Lo que está claro es que si quieres tener sexo con la regla tu pareja deberá estar de acuerdo con ello y sobre todo, deberás respetar su decisión en el caso que no quiera hacerlo o que se sienta incómodo ante la idea de hacerlo con la regla. Del mismo modo, es importante que si eres tú la que no quiere hacer el amor mientras tienes la menstruación tu pareja te respete y sepa esperar a cuándo estés preparada. Explícale que te sientes incómoda y por qué y seguro que lo entenderá y te esperará a que estés lista.

Ambos debéis estar de acuerdo en mantener relaciones mientras estes con la reglaAmbos debéis estar de acuerdo en mantener relaciones mientras estes con la regla

En ningún caso deberás realizar algo que no quieras o que no te sientas cómoda. La regla no es un impedimento para mantener relaciones sexuales, pero hay que respetar que una persona no quiera hacerlo en estas circunstancias.

Es un momento de conexión profunda con tu pareja

Si decides tener relaciones sexuales con tu pareja y tu pareja está de acuerdo con esto. Te puedo asegurar que viviréis un momento de conexión profunda que no habíais conocido anteriormente.

Una mujer no mantendrá relaciones sexuales con la regla con cualquiera. Se necesita mucha confianza, complicidad y conexión emocional con la otra persona para poder dar este paso. Es un momento importante y además, que os conectará mucho más como pareja. Tu chico o chica sabrá que es un momento muy íntimo y de conexión especial. Os sentiréis estrechamente unidos/as después de esta experiencia de hacer el amor con la regla.

Cuidado, te puedes quedar embarazada

Si las relaciones sexuales que vas a mantener son con un hombre, debes tener cuidado. Muchas parejas piensan erróneamente que cuando se hace el amor con la regla, el hombre puede eyacular dentro de la vagina de la mujer sin problemas y sin riesgo de que se quede embarazada. Pero esto no es así, y el riesgo siempre estará presente, tener la regla no es un método anticonceptivo eficaz.

Aunque la regla es cuando la mujer se deshace del óvulo que no ha sido fecundado, la ovulación de la mujer es imprevisible y puede tener un óvulo esperando a ser fecundado en su útero mientras está teniendo la regla.

La regla no funciona como metodo anticonceptivo por si solaLa regla no funciona como metodo anticonceptivo por si sola

Por todo esto, si quieres mantener relaciones sexuales con la regla, te aconsejo que utilices un método anticonceptivo de barrera como el preservativo para evitar el embarazo. En el caso que te estés tomando las pastillas anticonceptivas, no será necesario que utilices un preservativo, porque aunque estés en la semana de descanso de las pastillas tu cuerpo sigue protegido de posibles embarazos ?siempre que te tomes las pastillas cada día y en el horario que debes hacerlo-.´

El orgasmo te aliviará el dolor menstrual

Además, recuerda que es solo sangre y que si manchas algo después se puede limpiar. Pero por si fuera poco, hay mujeres a las que les gusta mantener relaciones sexuales con sus parejas cuando tienen la regla porque llegar al orgasmo les ayuda a sentir menos dolor menstrual y a aliviar los calambres.

También, existen otros beneficios de hacer el amor con la menstruación, como por ejemplo que no necesitarás lubricante y que disfrutarás de una penetración diferente pero incluso, hasta más placentera.

A partir de ahora, cuando te baje la regla podrás pensar bien en si realmente quieres mantener relaciones sexuales o no con tu pareja. Pero no es tan sucio, ni tampoco es tan desagradable como parece o como te cuenta. Es mejor que al menos lo pruebes una vez para saber si realmente te gusta o no... y en caso de que no te guste a ti o a tu pareja, con no hacerlo más y disfrutar de otro modo ?caricias, besos, masturbación, etc.- será más que suficiente.

Artículos recomendados

Comentarios